1 Catherine Latapie

01latapie

Nace en 1820, reside en Loubajac, cerca de Lourdes. Curación el 1 de marzo de 1858, a los 38 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. En la noche del 28 de febrero de 1858, movida por una inspiración repentina, Catherine se levanta a las tres de la mañana, despierta a sus pequeños hijos y se pone en camino a pie hacia Lourdes. Desde hace prácticamente 2 años, su trabajo de madre de familia se ha convertido en algo demasiado pesado. Debe asumir sus tareas como antes, a pesar de la invalidez de su mano derecha, ocurrida después de su caída de un Árbol en octubre de 1856. Al alba del 1 de marzo de 1858, llega a la Gruta, se arrodilla y reza. Y luego, sencillamente, baña su mano en el pequeño hilo de agua, todavía fangosa, que sale de la fuente, solamente tres días después de haber surgido, bajo las manos de Bernardita, por indicación de la Señora. Al momento sus dedos se enderezan y recobran su flexibilidad. De nuevo puede extenderlos, doblarlos, servirse de ellos con igual facilidad que antes del accidente. Pero debe volver a su casa… y esa misma tarde, (es este detalle el que permite afirmar el día de su curación) ella da a luz a su tercer hijo, Jean Baptiste, que, en 1882, será sacerdote.

2 Louis Bourriette

02bourietteNace en 1804 y reside en Lourdes. Curación, en marzo de 1858, a los 54 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. Esta es la curación que con más intensidad marcó la historia de Lourdes. Louis era un obrero cantero, que trabajaba y vivía en Lourdes. En 1858, vivía aquejado, desde hacía dos años, de una pérdida completa de visiÓn en el ojo derecho, por un accidente de trabajo ocurrido en 1839 durante la explosiÓn de una mina en una cantera. No sólo había resultado herido en un ojo, de manera irreversible, sino que, además, su hermano Joseph presente en el momento de la explosiÓn muriÓ en las circunstancias atroces que se pueden imaginar. El relato de la curación fue presentado por el médico de Lourdes, el Doctor Dozous, primer experto médico de Lourdes, que pudo recoger el testimonio de Louis: \”Tan pronto como Bernardita, hizo surgir del fondo de la Gruta la fuente que curÓ tantos enfermos, quise recurrir a esa agua para curar mi ojo derecho. Cuando tuve el agua en mi poder, me puse a rezar, y dirigiéndome a Nuestra Señora de la Gruta, humildemente le supliqué que permaneciera conmigo mientras lavaba mi ojo derecho con el agua de la fuente…Lavé y relavé muchas veces en el espacio de poco tiempo mi ojo derecho y mi vista, después de esas abluciones, volvió a ser lo que es en este momento, excelente\”.

3 Blaisette Cazenave

Nacida Blaisette SoupÉne, en 1808, reside en Lourdes. Curación, en marzo de 1858, a los 50 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. He aquí­ varios años que Blaisette sufre una serie de molestias en sus ojos. Esta lourdesa de 50 años, está aquejada de una infección crÓnica de la conjuntiva y de los párpados, con complicaciones, hasta el punto de que la medicina de entonces no puede serle de gran ayuda. Declarada incurable, decide un día imitar los gestos de Bernardita en la Gruta: beber el agua de la fuente y lavarse el rostro. La segunda vez, ¡está totalmente curada! Los párpados se levantan, los granos carnosos han desaparecido, los dolores y la inflamación se han desvanecido. El profesor Vergez, un experto en medicina, ha podido escribir a propósito del caso que: “El efecto sobrenatural era más manifiesto en esta maravillosa curación cuando (…) el alcance orgánico de los párpados era más chocante… y que al restablecimiento rápido de los tejidos en sus condiciones orgánicas y vitales normales, ha venido a añadirse el movimiento de los párpados

4 BUSQUETS Henri

Nace en 1842 y reside En Nay (Francia). Curación, hacia finales de abril de 1858, a los 16 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. Henri tiene 16 años. Ya no puede soportar sus sufrimientos. Entonces pide ir a Lourdes; sus padres rechazan el viaje. Gracias a una vecina, obtiene agua de la Gruta… El calvario que vive, comenzó por una fiebre calificada de tifoidea, pero que señala, más bien, el primer acecho de la tuberculosis. Luego aparece como secuela, un absceso en el cuello que por falta de tratamiento ha alcanzado el tÓrax. Después de una estancia en Cauterets donde la lesiÓn empeora, se encuentra con la presencia, al comienzo de 1858, de una enorme Úlcera supurante, en la base del cuello, sin ninguna tendencia a la mejoría. El 28 de abril de 1858 por la noche, toda la familia del enfermo se pone a rezar y el chico recibe una venda empapada en agua de la Gruta. Después de una noche tranquila, la úlcera aparece cicatrizada, la desvanecida y los otros ganglios desaparecidos. No sufrirá ninguna recaída después de esta curación repentina.

5 Justin BOUHORT

Captura de pantalla 2015-03-25 21.14.12Nace en Lourdes el 28 de Julio de 1856, vive en Lourdes. Curación, principios de Julio de 1858, a los 2 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. ¡Qué hermosa historia la de esta Curación!. Desde su nacimiento, Justin está con frecuencia enfermo y considerado como inválido. A los 2 años, presenta un enorme retraso de crecimiento y no anda. A comienzos de julio, desesperada al verle cerca de la muerte, su madre Croisine, decide ir a rezar con él a la Gruta, a pesar de la prohibición de las autoridades. Pues en esos momentos, el acceso a la Gruta está prohibido. Nada más llegar, ella suplica un momento ante la Roca, con su hijo en brazos, rodeada por una multitud de curiosos. Luego decide bañar al niño moribundo en la pila de la fuente que los canteros han hecho recientemente. Alrededor de ella, gritan, protestan, quieren impedir “que mate a su hijo” Al cabo de un rato que, forzosamente se hace largo, lo retira de allá y vuelve a su casa con Justin en sus brazos. Todavía respira débilmente. Y cuando los que allá­ están temen lo peor -salvo la madre que cree más que nunca que “la Virgen lo curará” el niño se duerme tranquilamente. Durante los días siguientes, el niño ¡ repone y anda! Todo vuelve a su ser. El crecimiento está asegurado y alcanza la edad adulta. Antes de su muerte, ocurrida en 1935, asistirá¡ a la canonización de Bernardita, el 8 de diciembre de 1933 en Roma.

6 Rizan Madeleine

Nace en 1800 y reside en Nay (Francia). Curación, el 17 de octubre de 1858, a los 58 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. Madeleine está enferma sin abandonar la cama desde hace 20 años, por una parálisis de su costado izquierdo. Sus médicos han abandonado desde hace mucho tiempo toda esperanza de curación y han renunciado a cualquier tratamiento. En septiembre de 1858, recibe la Extrema Unción. Y a partir de ese día, reza para \”obtener una buena muerte”. Un mes más tarde, el sábado 16 de octubre, la muerte parece inminente. Cuando al día siguiente su hija le da agua de Lourdes, bebe unos sorbos y pide que le laven la cara y el cuerpo. Al instante, la enfermedad desaparece: ¡la piel recobra su aspecto normal y los músculos, sus funciones! La moribunda de la víspera se siente revivir. Ella comenzará enseguida una existencia normal durante once años, puesto que muere, sin recaída alguna, en 1869.

7 Marie MOREAU

Nace en 1841 y reside en Tartas, en las Landas (Francia). Curación, el 9 de noviembre de 1858, casi 17 años. Milagro reconocido el 18 de enero de 1862, por Mons. Laurence, obispo de Tarbes. ¡Es la primera \”curación lejana\”! contrae al comienzo del año 1858, a los 16 años, una enfermedad inflamatoria de los ojos. A pesar de los tratamientos propuestos, la evolución de esta afección lleva una disminución muy importante de la visión, terminando en ceguera. Su padre descubre por la prensa, la curación de Madeleine Rizan (ver milagro anterior) y decide ir a Lourdes para procurarse agua de la Gruta. El 8 de noviembre de 1858, toda la familia comienza una novena. Por la noche, la joven empapa una venda en agua de Lourdes y la anuda sobre sus ojos. Al día siguiente, 9 de noviembre, desde que se quita la venda, se da cuenta de que ve como antes de la enfermedad. Podrá continuar sus estudios que había tenido que abandonar y además vivirá casada, en Airesur-Adour.

8 Pieter DE RUDDER

08derudderNace el 2 de julio de 1822, en Jabbeke (Bélgica). Curación, el 7 de abril de 1875, a los 52 años. Milagro reconocido el 25 de julio de 1908, por Mons. Gustave Waffelaert, obispo de Brujas. Es la primera curación reconocida milagrosa acaecida de lejos, sin relación con el agua de la Gruta. En 1867 ,Pierre tiene la pierna aplastada por la caída de un árbol. Consecuencia: fractura abierta de dos huesos de la pierna izquierda, sobre la que se instala una infección gangrenosa que elimina rápidamente la menor esperanza de Curación. Pierre rechaza una y otra vez, la amputación aconsejada por sus médicos. Y al cabo de unos años, totalmente impotentes, Éstos le abandonan a su suerte. Es pues en este estado que, ocho años después del accidente, el 7 de abril de 1875, decide hacer una Peregrinación a Oostacker, donde se encuentra desde hace poco tiempo una reproducción de la Gruta de Lourdes. Habiendo salido por la mañana de su casa inválido, regresa por la noche sin muletas y sin llagas. La consolidación Ósea se ha operado en unos minutos. Repuesto de sus emociones, Pierre reanuda enseguida una vida normal y activa. Viene a Lourdes en mayo de 1881 y muere veintitrés años después de su Curación, el 22 de marzo de 1898. Más tarde y para poder juzgar con mayor conocimiento, se exhumaron los huesos de sus piernas. Esto permitió manifestar la realidad objetiva de la lesión y de su consolidación, como lo muestra el molde del que dispone el Despacho Médico.

9 Dehant Joachime

09dehantNace en 1849 en Velaine/s/Sambre, reside en Gestes (Bélgica). Curación, el 13 de septiembre de 1878, 29 años Milagro reconocido el 25 de abril de 1908, por Mons. Thomas Louis Hielen, obispo de Namur. Joachime tiene 29 años cuando llega a Lourdes, el 12 de septiembre de 1878, con gangrena en la pierna derecha. Las lesiones tienen fecha de, lo menos, diez años atrás. Su estado general se encuentra gravemente comprometido por esta afección que, en esa Época, ningún tratamiento puede curar. Al día siguiente, día 13, toma dos baños en el agua de la Gruta, con la pierna recubierta de un lienzo. Después del segundo baño, no hay traza de Úlcera. La carne y los tendones se han reconstituido; la piel es nueva y rosada. Además, y después de otro baño, su pie toma una posición normal. Treinta años más tarde, mientras que su salud se sigue excelente, después de una nueva exploración médica, el obispo de Namur proclama su curación milagrosa-

.

10 Elisa SEISSON

10seissonNace en 1855, reside en Rognonas (Francia). Curación, el 29 de agosto de 1882, a los 27 años. Milagro reconocido el 12 de julio de 1912, por Mons. François Bonnefoy, arzobispo de Aix, Arles y Embrun. A los 21 años, en 1876, Elisa cae enferma. Durante seis años, la tratan por una bronquitis crónica y por una enfermedad orgánica del Corazón. Elisa permanece rebelde a todo tratamiento y es reconocida como incurable. A la desesperada, viene a Lourdes a finales de agosto de 1882. Desde el primer día de su Peregrinación, la bañan en las piscinas y a la salida, el edema de sus piernas ¡ha desaparecido! Tras pasar una buena noche, se despierta al día siguiente con la sensación de estar completamente curada. Esta impresión, a su vuelta, la certificará el médico que lleva su historial. Y su buena salud recuperada persistirá durante los treinta años siguientes, antes de que sea oficialmente considerada como milagrosa, en 1912, por su obispo.

 .

 

11 Sor Eugenia

11eugeniaNacida Marie Mabille en 1855, vive en Bernay (Francia). Curación, el 21 de agosto de 1883, a los 28 años. Milagro reconocido el 30 de agosto de 1908, por Mons. Philippe Meunier, obispo de Evreux. En 1877, a los 22 años, Marie comienza a sufrir un absceso del apéndice que la lleva derecha a la peritonitis. En 1880, el conocido profesor Péan, de Parás, la juzga incapaz de soportar una intervención quirúrgica. Entre 1880 y 1883, su estado general no hace más que empeorar; todos los cuidados resultan ineficaces. Sale para Lourdes el 17 de agosto de 1883 y llega el día 21. Nada más llegar, pide que la conduzcan a la Gruta donde comulga; entonces siente como un descanso. Pero es por la tarde cuando, repentinamente, se da cuenta de que está curada…. Sale sola, sin ayuda, del baño de las piscinas. A partir de ese instante todas las señales de su enfermedad desaparecen. Camina, come. ¡Todo va bien! A su regreso a la comunidad, vuelve a su trabajo y sigue de nuevo la regla de vida de las Hermanas, lo que no había podido hacer desde hacía ¡mucho tiempo! Ninguna modificación, en este estado de salud floreciente, se produce durante los 24 años que separaron la curación de su reconocimiento milagroso.

12 SOR JULIENNE

12julienneNacida Ailine BruyÉre en 1864, en Roque, cerca de Sarlat (Francia). Curación, el 1 de septiembre de 1889,25 años Milagro reconocido el 7 de marzo de 1912, por Mons. Albert Négre, obispo de Tulle. Los médicos son categóricos y le han comunicado su diagnóstico: está enferma de una tuberculosis pulmonar grave e incurable. De improviso, como antes de su diagnóstico, recibe ahora su curación en la piscina de Lourdes. Nos encontramos en septiembre de 1889. Y son los doctores Dunot de Saint-Maclou y Boissaire, los que redactan el informe. No encuentran ninguna explicación médica a la curación de esta joven Hermana de 25 años. Veinte años después, en la diócesis de Tulle, de donde ella es originaria, su historial ¡sale del olvido! Mons. Négre, obispo del lugar, decide constituir una comisión para relanzar la causa. El nuevo colegio de médicos que interroga y examina a la interesada, llega al mismo punto que la primera vez, veinte años ante. Después de confrontar el “caso” con los criterios de la Iglesia, el obispo debe de rendirse a la evidencia: esta curación ha “sobrevenido fuera del orden general de la naturaleza… y milagrosamente”.

13 Sor JOSEPHINE MARIE

Nacida Anne Jourdain, 5 de agosto de 1854 en Havre, reside en Goincourt (Francia). Curación, 21 de agosto de 1890, 36 años. Milagro reconocido el 10 de octubre de 1908, por Mons. Marie Jean Douais, obispo de Beauvais. En el seno de la familia Jourdain, la tuberculosis hace estragos: Anne ha perdido a dos hermanas y a un hermano. Enferma desde hace tiempo en el mes de julio de 1890, está moribunda. Y es por obediencia por lo que va a efectuar su viaje a Lourdes, aunque está desaconsejado por su médico. Durante su viaje de ida, con la Peregrinación Nacional, se encuentra mal. Llega el 20 de agosto e inmediatamente la sumergen en el agua de Lourdes en las piscinas. Al día siguiente, 21 de agosto, después de una segunda e incluso una tercera inmersiÓn, se encuentra infinitamente mejor. Entonces anuncia su Curación. El médico que se había opuesto a su viaje, la examina unos días después de su regreso a la comunidad. No hay forma de encontrar el menor síntoma, la enfermedad ha desaparecido totalmente. Sor Joséphine Marie puede llevar desde entonces, una vida activa en su comunidad. Su curation será reconocida milagrosa 18 años después.

14 AMELIE CHAGNON

14chagnonNace el 17 de septiembre en Poitiers (Francia). Reside, cerca de Tournai. Curación, 21 de agosto de 1891, casi 17 años. Milagro reconocido el 8 de septiembre de 1910, por Mons. Charles G. Walravens, obispo de Tournai. Amélie tiene 13 años cuando comienza a tener molestias en una rodilla. A esta edad, los dolores, son con frecuencia achacados al crecimiento. Pero Amélie sufre demasiado. Y en efecto, es la tuberculosis que acecha y se extiende después hasta el pie. Un hermoso día de agosto de 1891, ella anuncia a uno de sus médicos su intención de ir de Peregrinación a Lourdes. El doctor acepta retrasar la intervención quirúrgica prevista pero ¡ ya no hace falta! A su regreso, Amélie no necesita ya cuidados y menos todavía una operación: su enfermedad está curada sin dejar secuelas. Se encuentra libre y se siente revivir. Cada movimiento antes doloroso es como un desquite sobre el sufrimiento. Será religiosa del Sagrado Corazón, cerca de Tournai en Bélgica.

.

15 CLEMENTINE TROUVE

15trouveNace en 1878 en Azay le BoulÉ (Francia). Curación, el 21 de agosto de 1891, a los 14 años. Será Sor Agnés-Marie. Milagro reconocido el 6 de junio de 1908, por Mons. Amente, arzobispo de París. Decididamente, el 21 de agosto de 1891 permanecerá en los anales de Lourdes como un día fausto, con dos curaciones: la de Amélie Chagnon y la de Clémentine Trouvé. Sus enfermedades y sus lesiones son prácticamente las mismas: osteoporosis tuberculosa del calcáneo derecho. El médico que había establecido el certificado del viaje de Clémentine, el 11 de junio de 1891, consideraba que esta enferma debía someterse a una operación radical lo más pronto posible…o bien, a un tratamiento a largo plazo. El mismo médico que la volverá a ver después de su curación en las piscinas el 21 de agosto, certificará “que presenta los estigmas cicatrizados” de su anterior enfermedad, de la que “ella se encuentra actualmente curada”. Más tarde, será Hermanita de la Asunción con el nombre de Sor Agnés María. Es esta Clémentine la que aparece en el Lourdes de Zola bajo el nombre de Sophie Couteau.

16 MARIE LEBRANCHU

16lebranchuNace en 1857. Reside en Paris (Francia) Curada, el 20 de agosto de 1892, a los 35 años. Milagro reconocido el 6 de junio de 1908, por Mons. Amette, arzobispo de París. Las curaciones de Marie Lebranchu y de Marie Lemarchand son asociadas con frecuencia, pues estas dos enfermas llegadas desde París con la Peregrinación Nacional curaron con un día de intervalo, los días 20 y 21 de agosto de 1892. Además, las dos estaban enfermas de una tuberculosis pulmonar grave, desde hacía varios años, y habían llegado al último estadio de su evolución. La primera no pesaba más de 24 kilos cuando salió de las piscinas… curada. La segunda tenía además unas llagas ulcerosas repelentes en el rostro. En fin, las dos tuvieron ocasión de conocer al escritor Émile Zola que había llegado a Lourdes para preparar un libro. En su libro Lourdes, el novelista, después de describir la suerte poco envidiable de Marie Lebranchu, bajo el nombre de La Grivotte, ¡la deja morir en el tren de regreso!… Mientras que la verdad es que vivirá en perfecto estado de salud ¡hasta 1920!. En cuanto a Marie Lemarchand, llamada Élise Rouquet en la pluma de Zola, tuvo ocho hijos y murió mucho después de que su curación fuera reconocida como milagrosa.

17 MARIE LEMARCHAND

17lemarchandNace en 1874 en Caen (Francia). Curada, el 21 de agosto de 1892, a los 18 años. Milagro reconocido el 6 de junio de 1908, por Mons. Amette, arzobispo de París. Las curaciones de Marie Lebranchu y de Marie Lemarchand son asociadas con frecuencia, pues estas dos enfermas llegadas desde Paris con la Peregrinación Nacional curaron con un día de intervalo, los días 20 y 21 de agosto de 1892. Además, las dos estaban enfermas de una tuberculosis pulmonar grave, desde hacía varios años, y habían llegado al Último estadio de su evolución. La primera no pesaba más de 24 kilos cuando salió de las piscinas… curada. La segunda tenía además unas llagas ulcerosas repelentes en el rostro. En fin, las dos tuvieron ocasión de conocer al escritor Émile Zola que había llegado a Lourdes para preparar un libro. En su libro Lourdes, el novelista, después de describir la suerte poco envidiable de Marie Lebranchu, bajo el nombre de La Grivotte, ¡la deja morir en el tren de regreso!… Mientras que la verdad es que vivió en perfecto estado de salud ¡hasta 1920!. En cuanto a Marie Lemarchand, llamada Élise Rouquet en la pluma de Zola, tuvo ocho hijos y murió mucho después de que su curación fuera reconocida como milagrosa.

18 Élise LESAGE

18lesageNace en 1874, en Bucquoy (Francia). Curación, el 21 de agosto de 1892, a los 18 años. Milagro reconocido el 4 de febrero de 1908, por Mons. Alfred Williez, obispo de Arras. También aquí se trata de acceso tuberculoso de la rodilla derecha, de un “tumor blanco” tan frecuente entonces entre los adolescentes. La curación inesperada acontece después del baño, el 21 de agosto de 1892. Ese mismo día, el Despacho Medico de Verificaciones, confirma su curación “sin ninguna secuela ni anquilosis”. Durante la Peregrinación Nacional de 1893 y de 1894, esta joven, es examinada de nuevo. Dieciséis años después, sin que ninguna recaída se haya manifestado, su obispo declara su curación milagrosa.

.
.

 

19 Sor María de la PRESENTACIÓN

Nace el 15 de febrero de 1846, reside en Lille (Francia). Curación, el 29 de agosto de 1892, a los 46 años. Milagro reconocido el 15 de agosto de 1908, por Mons. François Delamaire, Coadjutor de Cambrai. Sor Marie quiere absolutamente ir a Lourdes. Sus allegados y su médico se sienten tan desprovistos ante su caso que no creen útil disuadirla. Dos días de duras pruebas, eso es lo que la espera puesto que es el tiempo que dura el viaje de la región del Norte hasta Lourdes. ¿Pero, que son dos días frente a sus doce años de sufrimientos con esta “gastroenteritis crónica tuberculosa” que los cuidados ya no pueden detener? Ya en el mismo tren, se produce una primera mejoría, lo que le permite alimentarse un poco. En Lourdes, en la iglesia del Rosario, mientras está rezando, unos fuertes dolores de estómago, como nunca antes lo había sentido, se manifiesta por última vez. Y luego, llega la curación completa.

20 PADRE CIRETTE

20ciretteNace el 15 de marzo de 1847, Poses (Eure), reside en Baumontel (Francia). Curación, el 31 de agosto de 1893, 46 años. Milagro reconocido el 11 de Febrero de 1907, por Mons. Philippe Meunier, obispo de Evreux. Apareció bruscamente después de una mala gripe: en ese mes de enero de 1892, el párroco de una iglesia de la diócesis de Evreux su encuentra lleno de manifestaciones nerviosas y de confusión mental. Los feligreses no vuelven de su asombro. El ni siquiera es capaz de andar normalmente. Ha perdido su autonomía, su palabra, su memoria. Consciente de su estado, su moral está en baja forma. Y además los medicamentos prescritos son ineficaces. En agosto de 1893, decide ir a Lourdes. Desgraciadamente su diócesis no organiza peregrinaciones ese año. Pero eso no le detiene: irá con la diócesis de Rouen. Cuando llega el 29 de agosto, no se presenta en las piscinas hasta dos días después, para, según dice, “no ocupar el sitio de otro enfermo que podría obtener allí­ su Curación”. Al principio, ninguna sensación especial. Pero mas tarde, después de la comida del mediodía, siente un violento deseo de ir a la Gruta. Va allí­ y pronto se da cuenta de que no tiene necesidad de utilizar sus muletas. Está curado…de forma completa…repentina…inesperada. De regreso a casa, podemos imaginar el efecto producido en sus parientes y feligreses. Puede volver a todas sus anteriores actividades y a su función de párroco de la iglesia de Beaumontel.

21 AURÉLIE HUPRELLE.

21huprelleNace en 1869, reside en Saint-Martin-le-Noeud (Francia). Curación, el 21 de agosto de 1895, a los 26 años. Milagro reconocido el 1 de mayo de 1908, por Mons. Jean Douais, obispo de Beauvais. AurÉlie está desesperada. A la edad en que otras tiene la cabeza llena de proyectos, esta joven de 26 años no tiene ya nada que esperar de la medicina. Manifiestamente aquejada, desde hace meses, por una tuberculosis pulmonar, decide partir para Lourdes con la Peregrinación Nacional, contra la opinión de su médico. El viaje es efectivamente de lo más penoso, tanto que a su llegada a Lourdes, el 21 de agosto de 1895, se encuentra completamente agotada. Después de bajarla del tren, la llevan a las piscinas para bañarla. Y de repente, ¡Que bienestar! Inmediatamente se siente radicalmente curada. Recobra el gusto por la vida. Los médicos presentes en Lourdes ese día, tienen su reunió justamente en el despacho de Verificaciones Medicas. En dos ocasiones llevan allí a Aurélie, pero solo pueden confirmar su Curación. De regreso a su casa, el médico que la trata, se muestra conmocionado al observar el estado de su ex-enferma, por \”esa curación completa y repentina\”, de la que dejará un informe escrito. Trece años después, Aurélie se ha convertido en una mujer grácil y en plena forma, aunque que sufrir algunas presiones: su curación es objeto de un contra-informe médico con motivo de una campaña denigrante. Ciertos médicos sostienen que la enfermedad de Aurélie era puramente nerviosa. Con motivo del Cincuenta Aniversario de las Apariciones de Nuestra Señora de Lourdes, a petición del obispo de Beauvais, es de nuevo interrogada y examinada. Los dos informes han llegado a la misma conclusión: se trataba de una tuberculosis, curada de forma repentina, cierta y duradera. El obispo entonces, la declara milagrosa.

22 ESTHER BRACHMANN

22brachmannNace en Paris, en 1881 (Francia). Curación, en Lourdes, el 21 de agosto de 1896, a los 15 años . Milagro reconocido el 6 de junio de 1908, pos Mons. León Amette, arzobispo de Paris. No es una vida propia de una adolescente la que lleva Esther. A los 15 años, tiene la impresión de que este hospital de Villepinte es un lugar para morir. Esta impresión no está lejos de ser totalmente compartida por la docena de compañeras, tuberculosas también ellas, que llevan a cabo, como ella, esta Peregrinación de la última oportunidad. Estamos en agosto de 1896. El 21 de agosto por la mañana, los hospitalarios de Nuestra Señora de la Salud, fieles servidores de los enfermos de la Peregrinación Nacional, la descienden del tren y la llevan a la Gruta y de allí a las piscinas. Ella sale de allí con la certeza de haber sido curada. Los dolores han cesado…la hinchazón de su vientre ha desaparecido. Puede andar…tiene hambre. Pero una pregunta la asedia: “¿Por qué yo?” . Por la tarde sigue, como una persona normal, los ejercicios de la Peregrinación. Dos días después, la conducen al Despacho de Verificaciones Médicas donde los médicos, después de un atento examen, confirman su Curación. Como se puede comprender, al regreso a Villepinte, los médicos se quedan estupefactos, aturdidos y confundidos. Tienen a Esther ¡un año en observación! Sólo en 1897, al regreso de su Peregrinación de acción de gracias, se dignan extender un certificado donde se la reconoce “curada, después de su regreso de Lourdes en 1896”. En 1908, encontrándose en perfecto estado de salud, es de nuevo examinada con motivo de la investigación abierta por el arzobispo de Paris, Mons. León Amette, para el reconocimiento de esta curación así­ como las de Clémentine Trouvé, de Maríe Lesage y Lemarchand, ¡las involuntarias heroínas de una “novela” de Zola!

23 JEANNE TULASNE

23tulasneNace el 8 de septiembre de 1877 en Tours (Francia). Curación, el 8 de septiembre de 1897, a los 20 años. Milagro reconocido el 27 de octubre de 1907, por Mons. RenÉ FranÇois Renou, arzobispo de Tours. Destrucción tuberculosa de dos o tres vértebras (Mal de Pott), abscesos en los huesos de la cadera izquierda, atrofia muscular y pie de piña… ¡qué cuadro!. Jeanne casi una adolescente, se siente asediada por todas partes. Desde que la enfermedad ha alcanzado la columna vertebral, la moral está por los suelos. Como buen profesional, el médico que la trata, el 7 de agosto de 1897, escribe negro sobre blanco, su desesperado estado. A principios de septiembre, Jeanne llega a Lourdes en tal estado que tienen que ponerla ¡en un cesto de mimbre! Todos los peregrinos esperan su Curación. Y el 8 de septiembre, día de su 20 cumpleaños, participa en la procesión del Santísimo. Es su obispo quien porta la custodia; este la bendice una primera vez al pasar delante de ella, después vuelve sobre sus pasos y la bendice por segunda vez. En ese preciso instante se siente curada… Examinada en el Despacho Médico de Verificaciones, al día siguiente, y también al año siguiente, los médicos constatan la persistencia de esta curación completa, repentina y duradera de su enfermedad. El milagro será reconocido por el Arzobispo, diez años más tarde.

24 CLEMENTINE MALOT

Nace en Granvilliers, el 22 de noviembre de 1872, reside en Gaudechard (Francia). Curación, el 21 de agosto de 1898, 25 años. Milagro reconocido el 1 de noviembre de 1908 por Mons. Marie Jean Douais, obispo de Beauvais. Verdaderamente es la desesperación lo que empuja a Clementina a emprender el viaje a Lourdes. Hace cinco años que vive la progresión de esta siniestra enfermedad: la tuberculosis. A los 20 años ha comenzado a escupir sangre. Durante cinco años su estado de salud se agrava progresiva e inexorablemente. Como muchos otros decide, desesperadamente, ir a Lourdes. Desde su llegada con la Peregrinación Nacional de 1898, después de un viaje muy penoso, la conducen a las piscinas. Pero es después del baño del día siguiente cuando siente una clara mejoría en su estado físico. Examinada en el Despacho de Verificaciones Médicas, sucesivamente los días 21 y 23 de agosto de 1989 y al año siguiente de nuevo, el 21 de octubre, su curación es tenida como segura. Un nuevo examen llega a la misma conclusión diez años después de su Curación.

25 ROSE FRANÇOIS

25francoisNacida Rosa Labreuvoies, en 1863, en París (Francia). Curación, el 20 de agosto de 1899, a los 36 años. Milagro reconocido el 6 de junio de 1908, por Mons. Jean Amette, arzobispo de París. Rosa llega a Lourdes en 1899 después de haber sufrido cinco operaciones quirúrgicas. Cinco veces los médicos han intentado deshacerse de esta infección, de esta inflamación en el brazo derecho. Todo en vano. Y ahora se habla de amputación… Una recuperación increíble sobreviene entre el 20 y el 22 de agosto de 1899; es una transformación completa; el edema desaparece, las fistulas se cierran. Ningún dolor, ninguna rigidez. De vuelta a París, la antigua enferma se apresura a hacerse examinar de nuevo, mientras que recobra una actividad normal en su mano derecha. Su Curación, entera e impermissible, es real y persistirá.

.

.

26 Padre SALVATOR

26salvatorCapuchino, nacido en 1862 en Rouelle, reside en Dinard (Francia), Curación, el 25 de junio de 1900, a los 39 años. Milagro reconocido el 1 de julio de 1908, por Mons.a. Dubourg, arzobispo de Rennes. La cronología médica del P. Salvador es tristemente clásica: la tuberculosis ha comenzado en los pulmones en 1898; dos años después, en enero de 1900, se presenta una peritonitis tuberculosa. En la víspera de su marcha a Lourdes, cansados de guerra inútil, los médicos han renunciado a tratar a este enfermo. Para ellos, desgraciadamente, está condenado. Incluso se oponen a su Peregrinación. El 25 de junio de 1900, llega a Lourdes. Nada más llegar, se hace conducir a las piscinas. Unos instantes después se produce la gran sorpresa: está transformado y como rejuvenecido. En una palabra, está desconocido. La curación no la pone en duda ni Él ni su entorno. Esa misma noche, recobra su buen apetito, luego se duerme con los puños cerrados. Eso no le había pasado desde hacía mucho tiempo… Al día siguiente, 26 de junio, sus acompañantes le presionan para que dé a conocer lo que acaba de vivir. Entonces acepta por obediencia, someterse a los exámenes de los médicos del Despacho de Verificaciones Médicas. De su antigua y temible enfermedad, ninguna señal es visible y esas señales no reaparecerán jamás.

27 Sor MAXIMILIEN

27maximilienNace en 1858, reside Convento de las Hermanas de la Esperanza en Marsella (Francia). Curación, 20 de mayo de 1901, 43 años. Milagro reconocido el 5 de febrero de 1908, por el Cardenal Paulin Andrieu, obispo de Marsella. Hoy es 21 de mayo de 1901. Ayer llegó a Lourdes, en el más completo anonimato, una religiosa de 43 años, aquejada de un tumor de hígado. Hoy, Sor Maximilien se presenta en el Despacho de Verificaciones Médicas ante un plantel de médicos que la escrutan, la juzgan. Primero, ella cuenta la increíble historia de su enfermedad cuya evolución se ha parado bruscamente la víspera. Con 43 años, enferma desde hace 15, guardando cama desde hace 5 años, el quiste que le roe el hígado es incurable. Además, su estado de salud se complica por una flebitis en la pierna izquierda. En el convento de las Hermanas de la Esperanza, en Marsella, cada una sabe que la medicina no prevé una curación posible. Con este horizonte de una próxima muerte, llega a Lourdes el 20 de mayo de 1901. Enseguida se hace conducir a las piscinas. Unos minutos después, sale de allá sobre sus pasos y ¡curada! La hinchazón de su abdomen y de su pierna ¡ha desaparecido completamente!.

28 MARIE SAVOYE

Nace en 1877, reside en Cateau-Cambresis (Francia). Curación, el 20 de septiembre de 1901, a los 24 años. Milagro reconocido el 15 de agosto de 1908, por Mons. FranÇois Delamaire, Coadjutor de Cambrai. Ella está ahí, en la Explanada del Rosario, en un estado físico miserable, descarnado, débil, exangüe… Pero ¿qué puede esperar de esta Bendición del Santísimo Sacramento, que ella y los otros enfermos, sin embargo, esperan? Desde hace cuatro años, sufre las secuelas de un reumatismo infeccioso; desde hace trece meses, una enfermedad del Corazón ha agravado su miseria física. La enfermedad, la privación casi total de alimentos y los esputos, son su vida diaria. Está tan débil que los hospitalarios de Lourdes no se atreven a sumergirla en la piscina. En ese 20 de septiembre de 1901, ante la Bendición del Santísimo, todos esos síntomas desaparecen súbitamente, como también la llaga de la espalda producida por guardar cama durante largo tiempo. De vuelta a la vida normal, Marie Savoye, va a devolver a los demás los cuidados y la atención que ella misma ha recibido durante su larga enfermedad.

29 JOHANNA BEZENAC

29bezenacNace en Dubos (1876), reside en Saint-Laurent-des-Bastons (Francia). Curación, el 8 de agosto de 1904, a 28 años. Milagro reconocido el 2 de julio de 1908, por Mons. Henri J. Bougoin, obispo de Perigueux. En estos Últimos meses Johanna no se atreve a presentarse. Una infección de la piel, le corroe cada día un poco el rostro. Da miedo mirarla. Pero de esta enfermedad que ahora le llega hasta las raíces del cabello, solamente vemos lo que es más visible… Sin embargo, todo había comenzado por algo feliz: el nacimiento de un hijo. Pero después de amamantar a su hijo durante un periodo demasiado largo y extenuante, Johanna es aquejada, en marzo de 1901, de una neumonía grave que esconde la aparición de tuberculosis. Los cuidados son particularmente ineficaces. Por si fuera poco, la situación se agrava aún más por esta infección de piel que atenta a su dignidad de mujer. Llega a Lourdes con su Peregrinación diocesana y regresa aparentemente curada. El Despacho de Verificaciones Médicas no dispone a propósito de esta Curación, más que de un corto relato. Parece que Johanna se ha curado en diversas etapas, los días 8 y 9 de agosto de 1904, y que esta curación está relacionada con el agua de la Fuente, utilizada en baños o en lociones. Por otro lado, el 4 de octubre, o sea, dos meses después de su Peregrinación, el médico que la trata, declara tras un examen escrupuloso, \”la curación absoluta del estado general y del estado local\”.

30 hermana SAINT-HILAIRE

30hilaireNace Lucie JUPIN en 1865, Superiora del Convento de Peyreleau (CongregaciÓn de San JosÉ de Clervaux, Francia). Curación, el 20 de agosto de 1904, a los 39 años. Milagro reconocido el 10 de mayo de 1908, por Mons. Charles de Ligonnes, obispo de Rodez. Cuando Sor Saint Hilaire llega a Lourdes, en agosto de 1904, ella prácticamente solo tiene la piel sobre los huesos. Esta superiora del convento parece una sombra de sí misma. Sus molestias han empezado pos una \”simple\” gastroenteritis, en agosto de 1903. Pasa una semana y otra y su salud no mejora, como si la enfermedad fuera rebelde a los tratamientos. Seis meses después, aparece un tumor en el lado derecho. Pasan unos meses y prosigue la gravedad del estado general con una caída de peso hasta los 42 Kg. En agosto de 1904, llega a Lourdes en ese estado, con la Peregrinación Nacional. Y desde el primer baño en el agua de la Gruta, se siente robustecida… recobra su apetito. Se encuentra como en las nubes. Todavía le hacen falta algunas horas para darse verdadera cuenta de que está curada y hacer la declaración en el Despacho de Verificaciones Médicas. Al regreso a su Comunidad, reemprende \” una vida de trabajo y de fatiga\”. En señal de agradecimiento, volverá a menudo a Lourdes con la Peregrinación de Rodez.

31 Sor SAINTE BEATRIX

31beatrixNacida Rosalia Vildier en 1862, reside en Evreux (Francia). Curación, el 31 de agosto de 1904, a los 42 años. Milagro reconocido el 25 de marzo de 1908, por Mons. Philippe, obispo de Evreux. Entre los 32 y los 42 años, RosalÍa perdió todo su capital salud. Debilidad general, pérdida de la voz, tos con expectoración sanguinolenta y purulenta, caquexia… Para los médicos que la asisten, es como la firma de una enfermedad que hace estragos; la tuberculosis. En la mañana de la llegada de la Peregrinación Diocesana de Evreux, se siente transformada después de un baño en las piscinas. Examinada dos días después en el Despacho de Verificaciones Médicas, los médicos deben reconocer que ella no presenta ya nada anormal, ni en la laringe, ni \”en el pecho\”. Al año siguiente, en 1905, vuelve para agradecer a la Virgen María … y bien que lo hace, pues ella se cura una segunda vez, de nuevo en las piscinas. Desaparece la falta de visión de la que sufre desde hace ¡15 años!
.

.

32 MARIE-THERESE NOBLET

32nobletNacida en 1889, reside en Avenay (Francia). Curación, el 31 de agosto de 1905, a los 15 años. Milagro reconocido el 11 de febrero de 1908, por el cardenal LuÇon, arzobispo de Reims. Esta niña ha tenido un destino extraordinario: durante su infancia, varias enfermedades graves… y en agosto de 1904, justo a los 14 años se la reconoce aquejada de Mal de Pott, es decir, la tuberculosis de la columna vertebral. Viene a Lourdes un año después y se cura en el momento en el que entra en el Hospital Nuestra Señora de los Dolores, al regreso de la procesión del Santísimo. No queda ni rastro de la enfermedad. Seguidamente conoce una experiencia mística comparable a la del Cura de Ars. Y después de otros muchos sinsabores físicos, entra en religión en 1921, bajo la protección de Mons. Boismenu, Arzobispo de Papua, fundador de la primera orden de religiosas autóctonas “les Ancelles du Seigneur”. A pesar de las difíciles condiciones de vida y el clima, Marie Thérese llevó a cabo su maravillosa misión junto a los habitantes a los que servirá con todas sus fuerzas.
.

33 CECILE DOUVILLE DE FRANSSU

33Cecillia33Nace el 26 de diciembre de 1885 en Tournai (Bélgica). Curación, el 21 de septiembre de 1905, a los 19 años. Milagro reconocido el 8 de diciembre de 1909, por Mons. Charles Gibier, obispo de Versalles. Fallece en 1991, a los 105 años. En ese 26 de diciembre de 1990, al ver a esta mujer celebrar sus 105 años en familia, ¡quién podría pensar que a los 20 años su esperanza de vida era sólo de unos meses, quizá algunos años! Los parientes que la rodean ese día viven con ella su Último aniversario. Por supuesto no lo saben, pero cada uno es consciente del extraordinario destino de esta anciana Señora amada y amante. Recuerdos, recuerdos… algunos dolorosos. Este suplicio continuo desde la edad de 14 años, le mata poco a poco la moral. Esta enfermedad le ha destrozado su infancia, también hubiera podido impedirla llegar a la edad adulta; un tumor blanco en la rodilla, es decir, tuberculoso. Después de cuatro a cinco años de cuidado intensivos, sin Éxito aparente, se resuelve, en junio de 1904, pasar a una intervención. Casi en el mismo momento se declara una peritonitis tuberculosa. Los meses pasan y su estado empeora. \”¡Quiero ir a Lourdes!\”. Cuando expresa ese deseo en mayo de 1905, Cecile está casi sin fuerzas, se encuentra consumida en su interior por esos dolores y esas fiebres. Ante los resultados negativos y a pesar de la debilidad de su estado general, se efectÚa el viaje en septiembre, no sin múltiples alarmas. En Lourdes, el 21 de septiembre de 1905, con infinitas precauciones, se baña en las piscinas de donde surge curada…y ¡para siempre!

34 ANTONIA MOULIN

34moulinNace el 13 de abril de 1877 en Vienne (Francia). Curación, el 10 de agosto de 1907, a los 30 años. Milagro reconocido el 6 de noviembre de 1911, por Mons. Paul Henry, obispo de Grenoble. En 1905, después de cinco días pasados en Lourdes, Antonia vuelve a su casa sin ninguna mejoría en su estado de salud. Interiormente ella vive la incomprensión que cientos de millares de enfermos no curados conocen ¿Qué puedo esperar ahora, después de Lourdes? Sin embargo, en el fondo, su esperanza no ha muerto… Su calvario comenzó en febrero de 1905. A la vuelta de una enfermedad benigna, aparece un absceso en la pierna derecha, suficientemente grave como para obligarla a permanecer seis meses en el hospital. Desde ese momento, su vida toma una curiosa forma; idas y vueltas incesantes entre su casa y el hospital. Su estado general cambia sin cesar. En agosto de 1907, parte de nuevo para Lourdes, dos años después de su primera experiencia. Llega allá como una enferma incurable…pero con la esperanza pegada al cuerpo. Al días siguiente de su llegada, el 10 de agosto, la llevan, una vez más, a las piscinas. En el momento de vendarla, se aperciben de que su llaga ha cicatrizado, ¡su pierna está como \”nueva\”! A su regreso al \”paÍs\”, todo su entorno se queda estupefacto y sobre todo su médico.

35 MARIE BOREL

35borelNace el 14 de noviembre de 1879 y reside en Mende (Francia). Curación, el 21-22 de agosto de 1907, a los 27 años. Milagro reconocido el 4 de junio de 1911, por Mons. Jacques Gely, obispo de Mende. Cuando puede, Marie hace suyo el deber de poner sus habilidades de ayudante de enfermería, al servicio de los enfermos de Lourdes. También reza mucho por ellos. Hay que decir que existe al menos una buena razón y no pequeña: su curación repentina y definitiva. Los que la han conocido antes del 21 de agosto de 1907, saben cual es el secreto del fervor y de la abnegación de Marie Borel. Después de varias crisis de apendicitis aguda, es operada en 1903. Al cabo de algunos meses, en 1904, por debajo de la cicatriz, se manifiesta un absceso que se intentará inultamente, curar y cerrar. Desde 1905, aparecen otros abscesos, todavía más graves. Viene a Lourdes a partir del 17 de agosto de 1907, con la Peregrinación Nacional. El 21 de agosto por la mañana, se repiten las curas. Por la noche las vendas están secas y limpias: las lesiones han cicatrizado. Al día siguiente, las otras dos llagas, a la salida de las piscinas, aparecen completamente curadas.

36 VIRGINIE HAUDEBOURG

36haudebourgNace en 1886 en Lons-le-Saunier (Francia). Curación, el 17 de mayo de 1908, a los 22 años. Milagro reconocido el 25 de noviembre de 1912, por Mons. FranÇois Mollet, obispo de Saint-Claude. Este año 1958, para el centenario de las Apariciones de la Virgen María en la Gruta, Virginia está absolutamente resuelta a viajar a Lourdes. Aquí­, hace cincuenta años, ha vuelto a nacer: tenía 22 años. Su vida de huérfana enferma se iluminó de repente… Cuando el laboratorio entregó, en julio de 1904, los resultados de los análisis, su médico torció el gesto. No tuvo mas remedio que anunciar la terrible noticia: la enfermedad es incurable y fatal… pero su evolución puede ser larga. Lo esencial está dicho. Virginia escucha casi distraídamente el nombre del mal que le aqueja: infección urinaria con nefritis y cistitis, de naturaleza tuberculosa… En mayo de 1906, hace su primera Peregrinación a Lourdes, sin que su estado mejore. Pero incluso, en los primeros meses de 1908, se agrava. Los dolores aumentan sin parar. Virginia ya no puede levantarse. Entonces decide volver a participar en su Peregrinación diocesana de 1908… Y el tercer día, durante la Bendición del Santísimo, siente un violento dolor que es como el preludio de su Curación. Pasa una excelente noche… y al día siguiente por la mañana, con toda sencillez, va al Despacho de Verificaciones Médicas: Virginia Haudebourg está completamente curada.

37 MARIE BIRE

37bireNace María Lucas, el 8 de octubre de 1866 en Sainte-Gemme-la-Plaine (Francia). Curación, 5 de agosto de 1908, a los 41 años. Milagro reconocido el 30 de julio de 1910, por Mons. Clovis Joseph Catteau, obispo de LuÇon. El 25 de febrero de 1908, Marie sale del coma pero está sumergida en la noche. ¡Se ha quedado ciega! Después de volver en sí, desea acudir a Lourdes. Su vida se tambalea desde hace una decena de días: el 14 de febrero de 1908. Súbitamente presenta señales alarmantes: vómitos de sangre, estado pre-gangrenoso de su antebrazo y de su mano izquierda, con dolores muy intensos. Tres o cuatro días después. Cae en coma como consecuencia de unos accidentes cerebrales. Ese 5 de agosto de 1908, Marie lleva a cabo esa Peregrinación tan deseada. Después de una misa en la Gruta, recobra repentinamente la vista. Examinada ese mismo día por un oftalmólogo, éste se ve obligado a admitir un fenómeno increíble: las causas anatómicas de la ceguera no han desaparecido, pero Marie puede, a pesar de todo, leer los más pequeños caracteres del periódico que los médicos le presentan. Durante los siguientes años, es de nuevo examinada por los médicos. No existe ninguna lesión. Su curación es reconocida total y persistente.

38 AIMEE ALLOPE

Nacida en 1872, reside en Vern (Francia). Curación, el 28 de mayo de 1909, a los 37 años. Milagro reconocido el 5 de agosto de 1910, por Mons. Joseph Rumeau, obispo de Angers. AimÉe acaba de recibir la comunión. La misa en la Gruta toca a su fin. De repente ella siente una sensación indescriptible. Vive una especie de bienestar que no pensaba llegar a conocer nunca. El sufrimiento se apaga, sus llagas se cierran. Diez años de evolución de su enfermedad acaban de borrarse. ¡Es increíble! En 1898, a la edad de 26 años, sufre primero ablación de un riñón, seguida unos años después, de otras dos operaciones por unos tumores tuberculosos en el lado derecho. Unos días antes de su llegada a Lourdes, todavía se habían constatado unos enormes abscesos, un estado general deplorable, un peso de 44 kg. Los primeros días de su Peregrinación se desarrollaron sin ninguna mejoría. Había que vendarla dos veces al día, por lo mucho que supuraban sus llagas. Y ahora ¡verla aquÍ curada! Esta curación súbita y radical ha persistido y la ex-enferma ha recobrado su vida normal y…10 kg. en10 meses.

39 JULIETTE ORION

39orionNacida en 1886, reside en Saint-Hilaire-de-Voust (Francia). Curación, el 22 de julio de 1910,a los 24 años. Milagro reconocido el 18 de octubre de 1913, por Mons. Clovis Joseph Catteau, obispo de LuÇon. La noticia que se acababa de anunciar en este mes de julio de 1910, habría podido enterrar definitivamente todas las esperanzas. No, ni siquiera se la quiere llevar a Lourdes. Los médicos ya le han dado a entender que está condenada a corto plazo. Entonces, ¿para qué luchar todavía? Y luego ella, de repente, se corrige. Pues que se vayan sin mí. Incluso desde mi cama de sufrimiento, a varios cientos de kilómetros de Lourdes, la Virgen, de todas formas, me escucha. Justamente, esa misma noche, cuando está rezando a Nuestra Señora de Lourdes, Juliette, repentinamente, se siente mucho mejor. Por la mañana del 23 de julio de 1910, ha recobrado la voz y pide comer. Llaman a su médico y después de un concienzudo reconocimiento, constata una curación \”que no le es imputable a Él\”. Y confiesa su total incomprensión. Por primera vez quizá, la vida sonríe a Juliette. Desde su niñez, ella sufre la vida. Huérfana de padre, la habían colocado como sirvienta en la ciudad. Enseguida cae enferma y comienza presentar señales de tuberculosis. Cuando regresa a su casa después del hospital, su estado general declina hasta el punto de caer, algunas veces, en estado de coma. Ya cookies como sigue la historia.

40 MARIE FABRE

40fabreNacida en 1879, reside en Montredon (Francia). Curada el 26 de septiembre de 1911, a los 32 años Milagro reconocido el 18 de Septiembre de 1912, por el obispo de Cahors Cezerac. A los treinta años, Marie se siente gastada por la vida. Esta esposa de un agricultor, como tantas jóvenes de su tiempo, tiene su salud quebrantada por tres embarazos cercanos, seguidos de alumbramientos complicados. Además de graves problemas uterinos, sufre una enfermedad digestiva que le prohíbe toda alimentación normal. Para ella, cada día que se levanta es un nuevo combate. Durante más de un año, los tratamientos prescritos no hacen efecto. Y es en ese estado lastimoso cuando hace el voto, durante el verano de 1911, de ir a Lourdes. El viaje que ella emprende el 24 de septiembre con su marido, parece más una aventura que una Peregrinación: llega a Lourdes en un estado tal de debilidad que, durante un día y medio, no se cree prudente llevarla ni a la gruta ni a las piscinas. El 26 por la tarde, se decide llevarla a la Bendición del Santísimo. Después de haber comulgado, se siente invadida por un bienestar, habla y se incorpora. Conducida al Hospital de de los Siete Dolores, pide de comer. Hacía dos años que no tomaba ningún alimento sólido. Unos días más tarde, con gran alegría vuelve a su casa donde pronto puede emprender una vida normal.

41 HENRIETTE BRESSOLLES

41bressolllesNace en 1896 en Niza (Francia). Curación el 3 de julio de 1924, a los 28 años. Milagro reconocido el 4 de junio de 1957, por Mons. Paul Témond, arzobispo-obispo de Niza. Fallecida en 1961. En esta mañana del 4 de julio de 1924, sus piernas son todavía una inutilidad anquilosada. Pero esto provoca la sonrisa ante su desastroso estado de ayer. La curación surge violentamente por \”un rompimiento general doloroso\”. Luego, después de la tempestad interior, los ojos clavados en la Gruta ante la cual la han colocado después de la Bendición del Santísimo, se siente curada y se incorpora. Este movimiento del cuerpo casi anodino, hacía seis años que no lo había podido hacer. Enfermera militar desde 1914, después de una guerra sin tropiezo, es admitida en el hospital del ejército como enferma, en octubre de 1918, por un \”Mal de Pott\”. Entre el final de la guerra y el comienzo de 1922, permanecerá en el hospital militar y sufrirá además, su inmovilización en un corsé de yeso y minerva, varios tratamientos contra la paraplejia completa y la incontinencia. A pesar de la evidencia de su curación ocurrida ese 3 de julio de 1924, los médicos que la examinan al día siguiente y al otro día, no se apartan de su prudencia. Deciden esperar. Fin de septiembre de 1924, tres certificados de los médicos y cirujanos que la tratan, llevan la confirmación: la curación es completa, duradera y obtenida en relación con Lourdes. En Niza, el Obispo auxiliar autoriza antes de fin de año, una ceremonia religiosa de acción de gracias, en la que Él mismo participa. Más de 30 años pasan y bajo la petición expresa de las autoridades de Lourdes, esta curación es oficialmente reconocida por Mons. Rémond, el 4 de junio de 1957. Cuatro años después, en 1961, Henriette muere de una afección cardiaca , en Lyon.

42 LYDIA BROSSE

42brosseNace el 14 de octubre de 1889, reside en Saint Rápale (Francia). Curación, el 11 de octubre de 1930, a los 41 años. Milagro reconocido el 5 de agosto de 1958, por Mons. Jean Guyot, obispo de Coutances. Fallecida en 1984. En septiembre de 1984, Lourdes pierde una de sus más fieles hospitalarias. Lydia Brosse, de 95 años acaba de morir. Ella ha servido a los enfermos con todas sus fuerzas y con toda su alma. ¡Por qué esa abnegación? La respuesta es sencilla: quieres devolver un poco de lo que ha recibido. Pues contra toda esperanza, un día de octubre de 1930, Dios en quien ella cree con tanta fuerza, ha cerrado las llagas de esa pequeña mujer de 40 kilos. Hasta su madurez, Lydia ya había padecido muchas afecciones Óseas, calificadas de tuberculosas. Había pasado por varias intervenciones por abscesos múltiples y repetidos. Estaba agotada, depauperada y anÉmica de tantas hemorragias. Durante su Peregrinación, en octubre de 1930, no se opera ninguna mejoría sensible en su estado. El Último día, se renuncia incluso a bañarla en las piscinas. Durante el viaje de regreso hacia Saint-Raphael, recobra el deseo y la fuerza para incorporarse… sus llagas se cierran. Al siguiente día de su regreso, su médico afirma ‘un estado de salud floreciente, una cicatrización completa’. A partir de entonces, todos los años, Lydia se entregará y vendrá a Lourdes con la Peregrinación del Rosario. Y sólo 28 años después de su Curación, el milagro será oficialmente proclamado, no en razón de la perplejidad de la medicina, sino más bien por la lentitud del proceso de reconocimiento de su Curación.

43 SOR MARIE MARGUERITE

43marieNace en FranÇoise el 13/04/1872. Clarisa en el monasterio de Rennes, a partir de 1896. Curación, el 22/01/1937, a los 64 años. Milagro reconocido el 20 de Mayo de 1946, por el cardenal Clément Roques, arzobispo de Rennes. El año 1937 comienza muy mal en el convento de las Clarisas de Rennes. Todas saben que Sor Marie Marguerite no terminará¡ el año. Tan pronto como se conoce la noticia, la comunidad empieza una novena de oración. Algo que podría parecer vano e irrisorio. En cuanto se sabe condenada, Sor Marie Marguerite, decide reemplazar sus medicamentos ¡por agua de Lourdes! Es necesario decir que los medicamentos no han servido para cortar la continua degradación de su salud. La enfermedad había comenzado en 1924 por un absceso del riñón izquierdo. En los años siguientes se añadieron las crisis cardiacas a una evolución agravada por su estado renal. Su estado ya no le permitía en absoluto llevar una vida normal. El 22 de enero de 1937, es el Último de los nueves días de oración que su comunidad ha decidido hacer por ella.. Durante la Elevación, en la misa de ese dÍa, a la que ella asiste, repentinamente experimenta un inmenso descanso . Los edemas desaparecen en un instante, los vendajes demasiado anchos de sus piernas caen, ella puede calzarse y ¡andar! Al día siguiente, vuelve a su trabajo de hermana tornera que había abandonado ocho años antes. A su médico de cabecera, le cuesta tanto creer que está de verdad curada, que continuar vigilándola hasta 1945.

44 LOUISE JAMAIN

44jamainNace el 1 de noviembre de 1914 en Paris (Francia). Curación el 1 de abril de 1937 a los 22 años. Milagro reconocido el 14 de diciembre de 1951, por Mons. Maurice FestÍn arzobispo de París. El hospital Laennec formula : “Tuberculosis pulmonar, intestinal y peritoneal”. Pero su certificado médico, es igual que el de toda su familia. Efectivamente, Louise es huérfana de madre, ha tenido cuatro hermanos, todos muertos de tuberculosis… Y ella tiene la impresión de estar esperando su turno desde hace demasiado tiempo: por esta enfermedad lleva hospitalizada durante ¡cerca de 7 años! Como caso desesperado, ella expresa su deseo de acudir a Lourdes. A pesar de los consejos de todo su entorno que piensa que no regresará viva, participa en la Peregrinación de las Bernarditas del 28 de marzo al 4 de abril de 1937. El viaje y los primeros días son aterradores; se le administran los Últimos sacramentos el 30 de marzo. Y luego, en la mañana del 1 de abril ella dice que se encuentra perfectamente tranquila y que quieres desayunar. La curación no tiene duda para ella. El 4 de abril, en París, en el Servicio donde la tratan, es la inmensa sorpresa: ¡Ninguna lesión! Jamás ningún microbio Podrá ser puesto en evidencia. Seis semanas después, encuentra trabajo. Al cabo de unos años, se convierte en la Sra. Maitre, luego en madre de dos hijos. Fallece el 31 de marzo del año 2014 un día antes del 77 aniversario de su Curación

45 FRANCIS PASCAL

45pascalNace el 2 de Octubre de 1934, reside en Beaucaire ( Francia). Curación, el 31 de agosto de 1938, a los 3 años y 10 meses. Milagro reconocido en 31 de mayo de 1949 por Mons. Ch. De Provenchères, arzobispo de Aix-en-Provence. Esta es la segunda curación de un niño pequeño entre la lista de los milagros reconocidos. Su historia no es revelada hasta 8 años después de los hechos, a causa de la Segunda Guerra Mundial. En diciembre de 1937, una meningitis viene a romper el curso de la joven existencia de Francis. A los 3 años y 3 meses, las secuelas que esta terrible enfermedad acarrea, pesan mucho sobre Él y sobre su familia: parálisis de los miembros inferiores y en menor grado, de los miembros superiores y pérdida de la vista. Los médicos le dan una pequeñísima esperanza de vida… Y esto ha sido certificado por más de una docena de médicos que han sido consultados antes de que el niño fuera llevado en este estado a Lourdes , a finales de agosto de 1938. Al salir de un segundo baño, el niño recobra la vista y la parálisis desaparece. A su regreso a casa, de nuevo es examinado por los médicos. Entonces hablan de una curación cierta e inexplicable para la medicina. Francis Pascal no ha dejado ya las orillas del Rhöne donde vive una vida apacible.

46 GABRIELLE CLAUZEL

46clauzelNacida el 15 de agosto de 1894, reside en Orán (Argelia). Curación, el 15 /08/1943, en su casa a los 49 años. Milagro reconocido el 18 de marzo de 1948, por Mons. Bertrand Lacaste, obispo de Orán. Fallecida el 11/03/1982. El 15 de agosto de 1943, Gabrielle piden que la lleven a la iglesia, distante unos cien metros de su casa. Ya hace siete años que sufre un reumatismo vertebral que la tiene clavada en el lecho. Su vida pende de un hilo, pues se ve asaltada por todos males que tocan las funciones de su organismo debilitado. De repente, después de la misa, se incorpora; todos se quedan estupefactos. Y su entorno, aturdido por este resurgimiento inesperado de vida, asiste asombrado, a su regreso a pie a su domicilio. A partir de entonces, no ha cesado ni un instante de encontrarse bien. Cabrielle asocia su Curación, a la invocación de nuestra Señora de Lourdes y por eso viene a ser examinada en el Despacho de Verificación Médica, al final de la Segunda Guerra Mundial, los días 19 de agosto y 12 de septiembre de 1945. La ex enferma deseará terminar su vida en Lourdes, cerca de la Gruta. Estando allá desde 1970, muere en marzo de 1982, cerca de los 88 años ¡con el Corazón más joven que nunca!

47 YVONNE FOURNIER

47fournierNace en enero de 1923, en Limoges ( Francia). Curación, el 19 de agosto de 1945, a los 22 años. Milagro reconocido el 14 de noviembre de 1959, por Mons. El Cardenal FestÍn, arzobispo de París. Ultimo titular informal, y frío de un formulario:\’\’ Accidente de trabajo\’\’, que acaba de rellenarse en este mes de enero de 1940. Un drama humano acaba de comenzar. Ivonne, 17 años, de repente, ha sentido su brazo cogido por una correa que la ha lanzado violentamente. Su brazo, afortunadamente, no ha sido arrancado. Aparentemente se habría evitado lo peor. Sin embargo, el traumatismo es tal, que el brazo de Ivonne queda totalmente inútil. Durante los 5 años y 6 meses que siguieron al accidente, sufrió 9 intervenciones quirúrgicas. Un tribunal le concede una pensión del 70%, tasa correspondiente a la amputación de un miembro. Ivonne participa en la Peregrinación Nacional de 1945, la primera después de la guerra de 1939. El 19 de agosto, después de un baño, siente una vuelta a la normalidad en su brazo izquierdo: no hay dolor, la movilidad y la fuerza están de nuevo presentes. Y hasta el declinar de su vida, Ivonne permanecerá siempre, como una peregrina discreta y fiel la Lourdes.

48 ROSE MARTIN

48martinNace en PÉRONA el 28 de marzo de 1901, vive en Niza (Francia). Curación, el 3 de julio de 1947, a los 46 años. Milagro reconocido el 5/05/1949 por Mons. Rémond, arzobispo. Obispo de Niza. Fallecida el 24/12/1998. La muerte viene atacando a Rose justo por donde ella a dado vida. El cáncer del cuello del Útero que le aqueja gana cada día terreno. La operación que ha sufrido en Niza, en febrero de 1946, no ha resuelto nada, no ha servido para nada. Y el 30 de junio de 1947, en un estado semi-comatoso, llega a Lourdes. En su tercer baño, de repente se incorpora. Ya no tiene dolores y se maneja como una persona normal, salvo que, la morfina inyectada masivamente estos Últimos meses, la tiene todavía en estado acorchado. Pero ella sabe que ha ganado: la vida reemprende su ritmo. Rose en 10 meses ¡recobrará 17 Kg.! y después de haber pasado la criba de las comisiones médicas, como siempre, es a la autoridad religiosa a quien compete el reconocimiento del milagro. Eso tarda en llegar. Entonces, el 17 de marzo de 1958, a petición expresa de Mons. Théas, obispo de Tarbes y Lourdes, Mons. Rémond, obispo de Niza declara ‘aprobar y adoptar las conclusiones de la Comisión Canónica con fecha del 5 de mayo de 1949’ y certifica ‘ que existe en esta Curación, un verdadero milagro’.

49 JEANNE GESTAS

49gestasNace el 8 de enero de 1897, residiendo en Bègles (Francia). Curación, el 22 de agosto de 1947, a los 50 años. Milagro reconocido el 13 de junio 1952, por Mons. Paul Richard, arzobispo de Burdeos. Fallecida en abril de 1981. Jeanne sigue todavía asombrada. Hace ya tanto tiempo que eso no le había pasado que casi lo había apartado de su vida. Pero ¿de qué se trata? La oración. Acaba de llegar a Lourdes, en 1946. La vida de Jeanne, que no es ni fácil, ni feliz, jalonada de sufrimientos físicos , acaba de llenarse de sentido, sin, verdaderamente, darse cuenta. No pesa más que 44 Kg. Pero- y esto quizás es lo esencial- ella ha comenzado a rezar. Es como una loca esperanza que se ampara de ella… Al regreso, su médico considera su estado con una mirada escéptica. Un año más tarde, el 21 de agosto de 1947, parte de nuevo hacia Lourdes con la Peregrinación Nacional. Durante su primer baño, el 22 de agosto, experimenta una \’\’sensación de desgarramiento\’\’ que la inquieta. Sin embargo, pasa bien la tarde. Al siguiente, de nuevo se baña y sale de las piscinas con el convencimiento, esta vez sí, de estar curada. Ese mismo día , abandona todas las precauciones en la alimentación. Vuelve a casa y reemprende un actividad normal, vuelve a tener ganas de vivir y recobra… ¡ su peso!

50 MARIE-THÉRESE CANIN

50caninNace en 1910, y reside en Marsella (Francia). Curación, el 9 de octubre de 1947, a los 37 años. Milagro reconocido el 6 de junio de 1952, por Mons. Jean Delay, arzobispo de Marsella. Fallecida en 1994. La historia de Marie ThÉrèse es tristemente banal. En 1936, a la edad de 26 años, la tuberculosis que ya ha matado a sus padres, la golpea también a ella en su columna vertebral (Mal de Pott) y de su abdomen. Durante los siguientes diez años, no vive más que al ritmo de las hospitalizaciones, de las mejorías pasajeras, recaídas, intervenciones y de los injertos Óseos. A partir de 1947, siente que sus fuerzas la abandonan totalmente. Ese cuerpo de 38 pobres kilos, no opone ya resistencia. Y en este sábado llega a Lourdes el 7 de octubre de 1947, con la Peregrinación del Rosario. El 9 de octubre, después de la procesión del Santísimo, se nota curada… y puede levantarse, desplazarse… cenar. Al día siguiente es examinada en el Despacho Médico donde consideran, efectivamente, una clara mejoría. Esta impresión persiste tras un año de actividad sin ningún retroceso, con la recuperación de su peso inicial (55 kg. en junio de 1948). Una página se ha pasado. La tuberculosis que ha matado a sus padres no la apresará a ella jamás.

51 MADDALENA CARINI

51cariniNace el 11 de marzo de 1917 en San Remo (Italia). Curación, el 15 de agosto de 1948 a los 31 años. Milagro reconocido el 2 de junio de 1960, por el Cardenal G.B. Montini, arzobispo de Milán. Fallecida el 26 de enero de 1998. Esta curación es también la historia de una fundación. Magdalena, en efecto, ha fundado una obra a favor de los niños discapacitados: la Familia del Ave María, que todos los años realiza su propia Peregrinación partiendo de Italia, de San Remo. Entre los Carini, la tuberculosis era, desgraciadamente, un asunto familiar. Desde la edad DE 10 años, Magdalena presenta varias localizaciones de la enfermedad- pleura, espina dorsal, peritoneo ? que la obligan a pasar largas temporadas en el sanatorio, hasta sus 20 años. De 20 a 28 años le hacen curas a domicilio sin mejoría sensible. En 1945, recomienza su periplo en los centros sanitarios: hospital de Pavia, sanatorio de San Remo. La tuberculosis gana terreno. En junio de 1948, su balance de salud es muy triste: ¡no pesa más de 32 kg. a sus 31 años! Un mes y medio más tarde, el 15 de agosto, ante la Gruta, repentinamente, siente una mejoría. Mira con insistencia, inquieta, a la gente que le rodea. Parece que no se dan cuenta de nada. Entonces decide callarse. No hablará de su curación hasta el día siguiente en el tren de vuelta de la peregrinación Unitalsi de Lombardía. Depuse del examen médico, su historial se transmite al arzobispado de Milán. Allá en olvidado o enterrado. Con la llegada de Mons. Montini, futuro Papa Pablo VI, se saca de los cajones y el 2 de junio de 1960, es el reconocimiento de la curación de Magdalena Carini como \”un hecho formalmente milagroso\”.

52 JEANNE FÉRTEL.

52fretelNace el 25 de mayo de 1914, en Rennes (Francia). Curación, el 8 de octubre de 1948 a los 34 años. Milagro reconocido el 20 de octubre de 1950, por el Cardenal Roques, arzobispo de Rennes. Fallecida en el 1 de abril de 2005. “El caso de la Srta. Frétel se sitúa en la serie de hechos extraordinarios, científicamente inexplicables, en presencia de los cuales, sólo se puede repetir: el dedo de Dios está ahí”. He ahí la conclusión que se acaba de llevar al Cardenal Roques, Arzobispo de Rennes. Verdaderamente, el relato del destino de esta Jeanne, es para cortar la respiración. Durante todo el tiempo que las fuerzas se lo han permitido, ha venido cada años a Lourdes, a dar gracias por lo que los testigos han llamado una resurrección… Entre 1938 y 1946, esta joven ha pasado su vida en distintos centros de tratamiento y hospitales. Su cuerpo está cubierto de cicatrices que dan testimonio de las múltiples operaciones necesitadas por una peritonitis tuberculosa. A partir de 1946, ese cuerpo deshecho, parece abandonar la partida; su estado general, ya crítico, declina todavía más. Está delgadísima y no puede dejar la cama. Su \”pan cotidiano\”, es la morfina. A fuertes dosis. En octubre de 1948, la situación es desesperada. Es una moribunda la que llega a Lourdes el 5 de octubre de 1948, con la Peregrinación del Rosario. Dos días penosos pasan sin ninguna mejoría. Y es al tercer día, el 8 de octubre, después de la comunión de una misa para los enfermos, en el altar de Santa Bernardita e inmediatamente después, delante de la gruta, cuando ella nota las primeras señales de su Curación: el vientre vuelve a ser normal; la fiebre y los dolores desaparecen; recobra un apetito feroz. ¡Enseguida puede levantarse, andar, devorar! Al día siguiente de su regreso de Lourdes, vuelve a su trabajo de enfermera, desbordante de vida: todos los días se levanta a las 5:30 y se acuesta a las 11:00 de la noche. Ocupa el puesto más cansado de la casa. Adiós dolor, fiebre, morfina. El Video que os ofrecemos es el relato en primera persona de su Curación. Tiene una pequeña introducción.

53 THÉA ANGELE.

Nacida el 24 de septiembre de 1921, en Tettnang (Alemania). Curación, el 20 de mayo de 1950, a los 29 años. Milagro reconocido el 28 de junio de 1961, por Mons. Pierre-Marie ThÉas, obispo de Tarbes y Lourdes ( en religión, Sor María Mercedes, en el momento del reconocimiento). Fallecida el 10 de mayo de 2004. Antes de que ella dejara de poder comunicarse, había pedido, muchas veces, que la llevaran a Lourdes. La esclerosis en placas que la roe, le ha robado todas sus facultades. Su estado no ha cesado de degradarse, sobre todo, desde ese bombardeo aéreo de abril de 1945, por la carretera de Tübingen, que la ha enterrado viva. En 1950, su entorno decide atender, a pesar de la opinión de los médicos, lo que se cree que será su Última voluntad: ir a Lourdes. \”¿Cómo se puede enviar al extranjero a una moribunda, con casi treinta horas de viaje? ” pregunta uno de los médicos, de colonia. Sin embargo, ella arrima a buen puerto el 17 de mayo de 1950. Después de algunos baños, después de la procesión del Santísimo, recupera en unas horas todas las posibilidades que había perdido: palabra, fuerza muscular, andar, apetito. Todo esto está consignado con detalle en su expediente del Despacho Médico. Pero lo que allá no se encuentra, es la curación espiritual de Théa que decide en 1955 entrar en el Convento de la Inmaculada Concepción de Lourdes. Desde entonces, ninguna recaída se ha manifestado en Théa, ahora, Sor María Mercedes.

54 EVASIO GANORA

54ganoraNacido el 2 de mayo de 1913, vive en Casale-Monferrato (Italia). Curación el 2 de junio de 1950 a los 37 años. Milagro reconocido el 31 de mayo de 1955, por Mons. G. Angrisani, obispo de Casale-Monferrato. Fallecido diciembre / 1957. La historia médica de este agricultor italiano es corta y fulgurante. En diciembre de 1949, este cultivador, padre de cinco hijos, siente las primeras molestias que le impiden ir al campo: fatigado por bruscas de temperatura, escalofríos y sudores, no tiene apenas apetito y la respiración entrecortada. En enero de 1950, es hospitalizado. El 21 de Febrero se le anuncia que está aquejado por la enfermedad de Hodgkin, es decir de un cáncer en los ganglios. Su estado es desesperado. Sólo le quedan unos meses de vida. Y lo encontramos al final de mayo, con la Peregrinación de OFTAL, de su diócesis, que ¡justo puede soportar el viaje acostado! El 2 de junio, primer día de su estancia en Lourdes, Evasio es conducido en un cochecito a las piscinas para un primer baño en el agua de la Gruta. Durante la inmersión, siente como una corriente muy caliente que le recorre todo el cuerpo. Desde que sale del baño, puede levantarse solo y regresa a pie al Centro de Acogida de enfermos. Al día siguiente, cuando el médico pasa ante su cama, se sorprende al constatar una espectacular mejoría de su salud. Evasio decide incluso ir a recorrer el Vía Crucis, en el Calvario de Espélugues. El tercer día se encuentra tan bien que se pone al servicio de los demás enfermos, empujando de sus sillas de ruedas. A su regreso a Casale, vuelve a sus ocupaciones de agricultor, sin la menos dificultad. Después de numerosas verificaciones médicas, es reconocido el milagro en 1955, dos años antes de morir aplastado por su tractor.

55 EDELTRAUD FULDA

55fuldaNacida el 20 de junio de 1916, vive en Viena (Austria). Curación, el 12 de agosto de 1950, a los 34 años. Milagro reconocido el 18 de mayo de 1955, por el Cardenal Innitzer, arzobispo de Viena. Fallecida el 25 de septiembre de 2002. Edeltraud y Ruth, su hermana, llevan la vida que han elegido: casi siempre en perpetua gira por Austria, por Hungría, por Suiza, por Italia, son bailarinas. Pero la vida de Edeltraud se tambalea una noche de estreno en Milán. Es 29 de junio de 1937. Los dolores en el vientre que nota desde hace ya algún tiempo, son ahora insoportables. Al principio se piensa en una crisis de apendicitis. Después de múltiples hospitalizaciones, en mayo de 1938, se le extirpa un riñón. Y finalmente los médicos diagnostican la enfermedad de Addison, como lesiones de las cápsulas suprarrenales (enfermedad de Addison). En agosto de 1950, desea participar en una Peregrinación organizada a Lourdes, pero como ella lo ha decidido demasiado tarde, llega sola, acompañada de su madre, el 11 de agosto. Y allá, las dos, toman contacto con un hospitalario holandés que invita a Edeltraud a ir a las piscinas. Al principio no quiere ir, pero finalmente acepta. Desde el primer baño, se encuentra mejor. Y pasados unos días ella decide por su cuenta, parar las inyecciones diarias de hormonas, antes de regresar a su casa. Ya curada, la antigua bailarina \”demasiado mayor para bailar de puntas\” encuentra un empleo para hacer punto a máquina, un oficio que exige estar de pie todo el tiempo. Y el 16 de abril de 1968, siempre con una excelente salud, se casa y se convierte en la Señora Haidinger.

56 PAUL PELLEGRIN

56pellegrinNace el 12 de abril de 1898 y reside en Toulon (Francia). Curación, el 3 de octubre de 1950, a los 52 años. Milagro reconocido el 8 de Diciembre de 1953 por Mons. Auguste Gaudel, obispo de FrÉjus. En este 5 de octubre de 1950, el coronel Pllegrin y su mujer, están de vuelta a casa, en Toulon. Regresan de Lourdes y el coronel, como de costumbre, se acerca al hospital para tomar la serie de inyecciones de quinina en el lado derecho. Hace ya meses y meses que esta fístula resiste a todos los tratamientos. Apareció después de una operación por un absceso de hígado. Este lugarteniente-coronel de la Infantería Colonial, moviliza ahora toda su energía en esta batalla de otro orden, una lucha feroz contra esta infección microbiana. Y no se ha ganado. ¡Al contrario! De regreso a Lourdes, ni Él ni su mujer vislumbran una Curación, aunque la Señora Pellegrin ha constatado, después de los baño en el agua de la Gruta, que la llaga de su marido no está como antes. Pero en el hospital de Toulon, las enfermeras rehúsan poner la inyección de quinina. ¡Pues ya no existe la llaga! En su lugar, la mancha rosada de una piel fresca reconstituida… Solamente entonces, el coronel comprende que está curado. El médico que le examina, dice de pronto: “Pero ¿qué ha hecho usted ahí?”; “Vengo de Lourdes” responde. La enfermedad no volverá nunca más a presentarse. Era el Último “miraculé” nacido en el siglo XIX.

57 hermano LÉO SCHWAGER

57schwagerNace el 19 de mayo de 1924 en Friburgo (Suiza). Curación, el 30 de abril de 1952, a los 28 años. Milagro reconocido el 18 de diciembre de 1960, por Mons. FranÇois Charrière, obispo de Lausana. Fallecido el 24-abril-2004. Hoy, en este 30 de abril de 1952,el profesor Barbin de la facultad de medicina de Nantes está asombrado por lo que sus ojos han visto. Es sin duda uno de los acontecimientos más importantes de su vida: acaba de ser testigo directo de la espectacular curación de Léo Schwager. La imagen de ese rostro, no le abandonará¡ nunca. El profesor está asombrado por la expresión de esa cara: “Tenía un aire de Éxtasis inaudito, mirando fijamente al Santísimo que se alejaba, y sin apartar sus ojos. Al mismo tiempo me parecía que estaba oprimido, como si hubiera recibido un golpe o una violenta emoción y que le costara encontrar una inspiración profunda”. Pero ¿que acaba de ocurrirle exactamente a Léo Schwager, este hermano benedictino de Friburgo, en Suiza? Nada menos que acaba de curarse súbitamente de la esclerosis en placas. Después de una especie de conmoción, como una descarga eléctrica, Léo se levanta, dejando su silla de ruedas, para ponerse de rodillas a rezar al paso del Santísimo. Tras su curación guardará durante todo su vida, poniendo toda su energía al servicio de los enfermos en Lourdes y a organizar la Peregrinación de la Suiza alemana.

58 ALICE COUTEAULT

58couteautNace en Gourdon el 1 de diciembre de 1917, reside en Bouillé Loretz (Francia). Curación, el 15 de mayo de 1952 a los 35 años. Milagro reconocido el 16 de Julio de 1956, por mons. Henri Vion, obispo de Poitiers. Fallecida el 10 de mayo de 1991. El marido de Alice vive también Él un calvario al ver a su mujer en este estado. “Para andar, dice, se arrastra apoyada en dos sillas(…). No puede vestirse sola…su palabra es difícil y su vista ha bajado considerablemente…”. Alice sufre una esclerosis en placas. A pesar de esta desgracia que la bruma, a pesar del sufrimiento indecible del viaje, Alice tiene una confianza sin limites cuando llega a Lourdes el 12 de mayo de 1952. Esta confianza pone a los que la acompañan casi nerviosos… Otorgando su confianza en la eficacia de los baños en el agua de Lourdes, Alice afirma también que ella es indigna de la gracia de una Curación. Su esposo no espera absolutamente nada de este paso. El 15 de Mayo después de un baño en las piscinas, recobra la facultad de andar y la palabra ¡Unas horas después! Su marido está totalmente emocionado. A su regreso a casa, el médico que la trata, constata una curación total. Alice no ha faltado, tras su Curación, de participaren muchas peregrinaciones como ayudante-enfermera, con su esposo que también se ha puesto al servicio de los enfermos.

59 MARIE BIGOT

59bigotNacida el 7 de Diciembre de 1922 en La Richardais (Francia). Curación, el 8 de octubre de 1953 y el 8-10 de octubre de 1954 a los 31 y 32 años. Milagro reconocida el 15 de agosto de 1956, por el Cardenal Climent Roques, arzobispo de Rennes. El caso de María es Único en los anales de Lourdes: ha vivido tres curaciones sucesivas. En 1952 a los 30 años no puede andar, no oye y no ve nada. Su enfermedad tiene un nombre difícil: aracoídite de la fosa posterior (meningitis grave). Cuando va a Lourdes en octubre de 1952 por primera vez con la Peregrinación del Rosario, está muy mal y piensa en aprender la lectura braille. Regresa a casa sin mejoría a pesar de su esperanza. Un año después, durante la Peregrinación, ¡oh sorpresa! Recupera la posibilidad de andar. Al año siguiente en una nueva Peregrinación al finalizar la procesión eucarística del 8 de octubre de 1954, recobra una audición normal: “He oído claramente a la gente que cantaba, Reina del Rosario\”. Y las siguientes horas le tiene reservadas muchas más emociones: en el tren de regreso, recobra por fin la vista. Después, la Única recaída constatada en ella no es en absoluto médica: gracias a una perfecta salud, son pocos los años que María no ha venido a Lourdes. Falleció el 17 de Abril de 2016 a los 94 años de edad, 62 años después de ser curada.

60 GINETTE NOUVEL

60nouvelNacida Ginette fabre el 18 de enero de 1928, reside en Carmaux (Francia). Curación, el 21 de septiembre de 1954, a los 27 años. Milagro reconocido el 31 de mayo de 1963, pos Mons. Claude Dupuy, arzobispo de Albi. Fallecida en 1972. Ginette va a cumplir 26 años dentro de unas semanas y su futuro acaba de tomar un giro dramático. Presenta los primeros signos alarmantes de una extraña enfermedad: una trombosis de las venas sub-hepáticas ( o enfermedad de Budd-Chiari). Aunque la enfermedad se supone incurable, sale del hospital a mediados de agosto de 1954 para regresar a su casa. Piensa entonces en hacer una Peregrinación a Lourdes que comienza el 20 de septiembre. Sigue más o menos penosamente todas las celebraciones. En apariencia nada ha cambiado. Sin embargo, a partir de esta fecha no ha necesitado más cuidados y poco a poco su vida se va normalizando dulcemente. Tres meses después de su paso por Lourdes, la curación parece segura, y es reconocida el 31 de Mayo de 1963. En distintos momentos y hasta 1969, Ginette vuelve a Lourdes. Pero a principios del año 1970, la enfermedad vuelve a hacer su aparición. ¿Será una recaída dieciséis años después? Finalmente muere en junio del mismo año por perforación intestinal, debido a un error médico. El Comité Médico Internacional ha tomado causa inmediata en su muerte, pero también \”de la probable aparición evolutiva de su afección inicial\”, teniendo en cuenta lo excepcional del periodo tan largo de perfecta remisión del que ella había gozado.

61 EALISA ALOI

61aloiNace el 26 de Noviembre de 1931 en Patti (Sicilia). Curación, el 5 de junio de 1958 a los 27años. Milagro reconocido el 26 de mayo de 1965, por Mons. Francesco Fasola, arzobispo de Messina. Elisa Aloi tiene casi 17 años comienza a sufrir de un tumor blanco tuberculoso en la rodilla derecha. Por ello y durante10 años, sufre muchos más abscesos tuberculosos y las recaídas siguen a los tratamientos. En junio de 1957, a la desesperada, decide acudir a Lourdes en Peregrinación con la organización italiana Unitalsi. Pero vuelve a su casa de Sicilia tan enferma como antes. Sin embargo, en junio de 1958, en una situación quizá más comprometida, vuelve a Lourdes. Diez días después de su regreso a Sicilia, su médico declara que, según su criterio “Elisa Aloi ha vuelto de Lourdes completamente curada”. En 1965, Mons. Fasola, Arzobispo de Messina, declara formalmente milagrosa la curación de Elisa Aloi. Unos meses más tarde, se casa. Entre 19966 y 1974, tendrá cuatro hijos.
.

.

62 JULIETTE TAMBURINI

62tamburiniNace el 4 de Diciembre de 1936 en Marsella (Francia). Curación el 17 de julio de 1959, a los 22 años. Milagro reconocido el 11 de Mayo de 1965, por Mons. Marc Lallier, arzobispo de Marsella. El cuerpo de la joven esta derrotado… Entre los 12 y los 22 años, ha sufrido 11 intervenciones quirúrgicas, de ellas cuatro raspados Óseos. Y lo que es más desesperante, es que todos los tratamientos resultan ineficaces. Se encuentran en un estado penoso cuando parte a Lourdes con su Peregrinación diocesana en julio de 1959. Pero allá, después de que el agua de la Gruta haya sido, inyectada en su llaga principal, se asiste a un cese de la supuración, al cierre de la fístula y a la desaparición del flujo de sangre. Como todas las mejorías que ha conocido no han persistido nunca esta \”Curación\” no se divulga. Y es en 1960, un año después cuando el Despacho Médico de Lourdes conoce el informe. Este informe del Profesor Michel Saklmon dice: “Curación total, sin convalecencia (…) médicamente inexplicable\”. Definitivamente curada, Juliette permanece fiel a Lourdes.
.

63 VITTORIO MICHELI

63micheliNace el 6 de febrero de 1940, en Scurelle (Italia). Curación el 1 de junio de 1963 a los 23 años. Milagro reconocido el 26 de Mayo de 1976, por Mons. Alessandro Gottardi, arzobispo de Trento. ¿Quién podría dudar que el camillero Vittorio Micheli es el 63 milagro de Lourdes, Él que es tan discreto y viene con tanta frecuencia a Lourdes para servir con sencillez a los enfermos? En 1962, el joven cazador alpino Micheli es admitido en el hospital de Verona, en Italia. Sufre terriblemente de una cadera. El diagnostico cae poco después como una bomba: la causa del mal es un tumor maligno, canceroso, un sarcoma. Cuando Vittorio llega a Lourdes en 1963, su articulación está muy mal. Durante su Peregrinación, nada notable, solamente se ha bañado en el agua de Lourdes. A su regreso, se le obliga a volver al hospital militar. Se efectúan controles e inexplicablemente se interpretan de forma errónea. Sólo seis meses después, cuando el estado general de Vittorio parece excelente, suscita un interrogante… Los exámenes muestran una Reconstrucción Ósea cuyos primeros síntomas se remontan a más de cinco meses atrás. Los dolores han cesado y ya puede andar. Vittorio está curado.

64 SERGE PERRIN

64perrinNacido el 13 de febrero de 1929, reside en Lion d\’Angers (Francia). Curación, el 1 mayo de 1970 a los 41 años. Milagro reconocido el 17 de junio de 1978, por Mons. Jean Orchampt, obispo de Angers. Falleció 26/11/1990. En diciembre de 1968, Serge súbitamente, se ve aquejado de una hemiplejia. Después de múltiples investigaciones, se le diagnostica una trombosis carótida. Vuelve entonces a su casa donde sufre la progresión de una parálisis. A la desesperada, parte para Lourdes en 1969. Vuelve en el mismo estado alarmante: Trastornos visuales, impotencia física. Siente una reacción de rebeldía al verse así disminuido. Al año siguiente, esta vez sin esperanza, quiere participar en la Peregrinación de Angers. Allá comienza a sentir unas sensaciones nuevas. Por la tarde, descubre que ¡anda mejor sin sus bastones ingleses, que ve mejor sin sus gafas! Parte de Lourdes con la seguridad de haber sido curado, lo que confirman los médicos.
.

.

65 DELIZIA CIROLLI

65cirolliNacida el 17 de noviembre de 1964, reside en Paterno (Italia). Curación: por la Navidad de 1976, a los 12 años. Milagro reconocido el 28 de junio de 1989, por Mons. Luigi Bonmarito, obispo de Catania. Delicia Cirolli es madre de familia y enfermera. Es una doble vocación que irrumpió en su vida como un regalo y contra todo pronóstico. Pues en marzo de 1976 la vida de la chiquilla siciliana de 11 años ha dado un giro dramático. Anda con dificultad a causa de un dolor en la rodilla. El médico especialista consultado, anuncia que es preciso amputar, si no el tumor que le aqueja, podría serle fatal. Los padres rechazan esta amputación y todos los que conocen a la pequeña Delicia comienzan a rezar por su Curación, reuniendo ayudas para que pudiera ir de Peregrinación a Lourdes que los sicilianos veneran con particular devoción. Durante el verano, Delicia puede partir con su madre. Vuelve agotada, sin un verdadero cambio y poco tiempo después, hacia la Navidad de 1976, cuando su estado se agrava, y los que la rodean piensan en un final cercano, llega la curación de forma totalmente imprevista. Rápidamente la niña vuelve a una vida normal: a comer, andar, ir a clase. Convertida en la Señora de Costa, es ahora madre de varios hijos.

66 JEAN-PIERRE BÉLY

66belyNacido el 9 de Octubre de 1936, reside en La Couronne (Francia). Curado el 9 de octubre de 1987 a los 51 años. Milagro reconocido el 9 de febrero de 1999, por Mons. Dagens, obispo de Angouleme. Falleció 27/10/2005. La familia de Bély lleva una vida tranquila en su casa de las afueras de Angouleme. Jean Pierre casado con Geneviève y padre de dos hijos, es enfermero en el hospital hasta que los primeros síntomas de una esclerosis en placas aparecen, en 1972. El estado de Jean Pierre se degrada de año en año tanto que pronto es declarado definitivamente invalido al 100%, con beneficio de una tercera persona. En octubre de 1987, en un estado deplorable, va a Lourdes con la Peregrinación del Rosario. Después de la Unción de enfermos, al tercer día, siente una profunda paz interior. Luego, de repente, recobra la sensibilidad táctil y puede moverse de nuevo. Desde entonces, goza de perfecta salud, pero la Seguridad Social no da marcha atrás en su decisión inicial.

.

67 ANNA SANTANIELLO

67santanielloNacida en 1912, vive el Salerno. Curada el 19 de agosto de 1952 a los 40 años. Milagro reconocido el 21 de septiembre de 2005 por Mons. Gerardo Pierro, arzobispo de Salino. Anna Santaniello, padece una gran enfermedad cardiaca, consecuencia de un reumatismo articular agudo. Presenta una disnea intensa y persistente, o enfermedad de Boullaud, y arrastra una dificultad en el habla y una imposibilidad en el andar, crisis de asma intensa, una cianosis del rostro y de los labios y un edema que le sube por los miembros inferiores. El 16 de agosto de 1952 va en Peregrinación a Lourdes. El 19 de agosto es llevada a las piscinas en una camilla y sale de allá por sus propios medios. Esa noche misma participa en la procesión de las antorchas. Soltera, ha cuidado centenares de niños pobres después de su vuelta a Italia, ejerciendo su oficio de enfermera puericultora. Reconocido, 53 años después de su Curación, el 21 de septiembre de 2005, el milagro es anunciado públicamente el 9 de noviembre del mismo año por el arzobispo de Salerno, Mons. Gerardo Pierro.

.

68 HERMANA LUIGINA TRAVERSO

Milagro 68 PNGHermana Luigina Traverso nació el 22 de agosto de 1934, en Novi Ligure (piamonte), en Italia, en la fiesta de María Reina. No tiene todavía 30 años cuando experimenta los primeros síntomas de una parálisis de la pierna izquierda. Después de varias intervenciones quirúrgicas infructuosas sobre la columna vertebral, al principio de los años 1960, la religiosa, obligada a quedar regularmente encamada, le pide a la Madre superiora de su comunidad el permiso para ir en Peregrinación a Lourdes; se va allí¡ a finales de julio de 1965. El 23 de julio, mientras participa sobre una camilla en la Eucaristía, siente al paso del Santísimo Sacramento una sensación fuerte de calor en el vientre que la empuja a levantarse. El dolor desapareció, su pie recobró su movilidad. Después de una primera visita a la oficina de las Comprobaciones Médicas, Hermana Luigina vuelve allí el año siguiente. Se toma la decisión de abrir un expediente. Tres reuniones de la oficina de las Comprobaciones Médicas (en 1966, 1984 y 2010) y nuevos exámenes médicos son necesarios antes de que Éste atestigüe de la curación de la religiosa. El 19 de noviembre de 2011, en París, el CMIL (Comité Médico Internacional de Lourdes) confirma su carácter inexplicado en el estado actual de los conocimientos de la ciencia. Cogiéndose entonces el expediente, Mons. Alceste Catella, obispo de Casale-Monferrato, decide el 11 de octubre de 2012, de declarar en nombre de la Iglesia, que la curación inexplicada de Hermana Luigina es un milagro, ” signo que Dios, Creador del mundo(gente), hace a nuestro tiempo para invitarnos a creer en su Amor

69. Danila CASTELLI

Milagro 69 PNGNacida el 16 de enero de 1946, Fecha de la curación 4 mayo 1989En 1981, Danila, casada con un ginecólogo tenía 35 años y cuatro hijos cuando se le diagnosticó un cáncer extraordinariamente virulento que le producía tumores en cualquier parte del cuerpo. Durante ocho años visitó diversos hospitales de toda Italia en busca de una solución que se tornaba cada vez más inverosímil. Sufrió ocho operaciones y vivía empestilladla para soportar los dolores. Pero “no sufría tanto por mí como por mi marido y mis hijos”, confiesa, “porque me sentía como una madre con la maleta siempre en la mano, que partía de casa sin saber nunca si iba a volver”. “Veía el dolor en su rostro, y era verdaderamente duro de aceptar”, explicó a diversos medios italianos. En 1989 los médicos tiraron la toalla y le recomendaron que buscase un lugar tranquilo para pasar sus últimos días. Danila y su marido decidieron ir entonces a Lourdes, pero no tanto buscando un milagro -ya habían ido otras veces con la esperanza de la Curación- como buscando pasar en compañía de la Virgen un Último “viaje de novios”.Esta vez, Danila Castelli no le pidió un milagro a María. Ante la perspectiva de perder la vida con sólo 43 años, lo que hizo fue confiarle a su familia: “Le pedí que no los dejase solos, que estuviese siempre cerca de mis hijos”. Lo que no esperaba, tras formular su oración, es que de inmediato se iba a sentir aliviada. De forma instantánea dejÓ de sentir dolor, pero tanto como el dolor disminuía crecía su confusión: “Hice todo el viaje de vuelta en silencio. El momento más duro en el hecho de creer es ese momento de incredulidad en el cual el Señor te pide un gran acto de fe”. Danila no creÍa lo que le estaba pasando…Declarado milagro el 19 de Julio de 2013 por Msr Giovanni Giudici, Obispo de Pavia

y Medio. Serge FranÇois

VIVITAR DIGITAL CAMERA

Nacido en Angers. Curado el 12 de abril de 2002. Curación reconocido el 27 de Marzo de 2011 por Mons. Emmanuel Delmas, obispo de Angers, como “curación extraordinaria”. Serge FranÇois, de 56 años, residente en Angers, había perdido prácticamente la movilidad en la pierna izquierda por una hernia discal aparecida por complicaciones quirúrgicas ligadas a dos operaciones. Peregrinó en 2002 a Lourdes y se curó instantáneamente. Además, creció su vida de fe y de oración, y hoy reza mucho por otros enfermos. Volvió a Lourdes en 2003, informó de su caso al Comité Médico y empezó el proceso de estudio del caso. El obispo de Angers, Emmanuel Delmas, afirma en la página web del santuario que “esa curación puede considerarse una donación personal de Dios para ese hombre, un acto de gracia y una señal del Cristo Salvador”. Delmas no quiere usar la palabra “milagro” «podría haber utilizado la palabra milagro». «Se dan todos los elementos para decirlo, pero me parece un poco presuntuoso. Si hablo del carácter destacable de la Curación, indicando sin ninguna ambigüedad su fuente, es por respeto a lo que ha ocurrido, que nos supera a todos».. Su portavoz, Vincent de Crouy-Chanel, afirma que “la palabra ha perdido algo de su valor, se usa en la vida corriente sin entender su significado”. Por eso el obispo prefiere hablar de “signo de Dios” (Respetos humanos, ser políticamente correctos o cabezonada episcopal?).